Diarmuid y Grania

 

Diarmuid y GraniaLa princesa Grania tenía que casarse con Finn, él era el guerrero y la amaba muchísimo, además los Dioses le había otorgado el don de que todo lo que bebía de su mano tendría juventud y salud por haberse quemado de niño con el salmón del conocimiento, durante la boda, ella se enamora de su sobrino que era Diarmuid, ella lo amó y él le correspondió a espaldas de Finn, pero fue así que la vida le jugó una mala pasada y lo encontró su tío moribundo y lastimado por un jabalí, entonces le dio a beber de su mano durante varias veces para curarlo, pero de nada sirvió, aún así perdió la vida y entonces lo que sucedió con Grania es que poco a poco comenzó a querer a su marido y lo quiso por siempre.

SIGUIENTE MITO:

MITO ANTERIOR: