Mitos de nayarit

 

Mitos de nayaritEl mito de Tépetl y mololoa. Cuenta la historia que Tépetl era un guerrero que estaba comprometido con la princesa del valle de Matatipac la cual se llamaba Mololoa, pero un día apareció un poderoso guerrero con fama de ser invencible y también se decía que tenía poderes mágicos, este guerrero se llamaba Sanganguey y al llegar al poblado quiso casarse con la princesa de inmediato. Al conocer la situación de compromiso de la princesa Sanganguey quiso evitar que Mololoa se casara con Tépetl por lo que decidió secuestrarla. Por su parte el joven comenzó a buscar a su prometida sin descanso hasta que la encontró junto con su captor, Tépetl comenzó a arrojarle piedras a Sanganguey hasta que lo cubrió por completo, pero este al verse impedido de moverse se enfureció tanto que comenzó a salirle humo por los ojos, los oídos y la boca, por su parte la princesa corrió y se subió a un cerro para ver la pelea desde lejos. Tépetl construyo una alta montaña de rocas para ver a su princesa entre todo el humo, pero Sanganguey lanzó fuego fundiendo su montaña y la de Tépetl, convirtiéndose así en el volcán Sanganguey y en el cerro San Juan respectivamente. Por su parte la princesa comenzó a llorar tanto que terminó transformándose en el rio Mololoa.

SIGUIENTE MITO:

MITO ANTERIOR: